Interpol, otra vez en el estudio

marzo 7, 2009 at 6:27 pm (Música) (, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , )

Hay grupos con los que entro en loop. Es escuchar una canción y sentir una necesidad incontrolable y urgente de volver a sumergirme en su discografía. Yo a Interpol los descubrí entre su segundo y tercer disco, así que prácticamente me llegó su tormenta postpunkera de sopetón. Pero desde entonces, de vez en cuando, en un bar, en un anuncio de la tele, suena una de sus canciones, tan perfecta, tan equilibrada, tan delicada y potente a la vez. Y tengo que correr a machacarme sus canciones, adelantándome milésimas de segundo en mi mente a ese golpe de ritmo, ese bajo adusto, melancólico y vituoso de Carlos D, a la guitarra prodigiosa y sensual de Daniel Kessler o las letras de Paul Banks, crípticas y líricas, sugerentes o desesperanzadas. Y a su voz grave y canalla, sin excesos, pero donde cualquier detalle desata toda la emotividad y fuerza.

Interpol lleva muchos años currando en ésto de la música y no son de los que se han sumado al postpunk de refilón. Son postpunk, pero tienen muchísimas influencias. Algunos de ellos han militado en otras bandas, como es el caso de Sam Fogarino, que además tiene un proyecto paralelo con Adam Franklin (Swervedriver) que se llama Magnetic Morning, o Carlos D, que hace remixes y es un sabio musical. Y tanto los años como grupo como sus gustos caleidoscópicos se notan, para bien, en su música. Compacta, convencida, inequívoca.

Y eso es lo que más me gusta de estos cuatro musicazos, que han conseguido un estilo tan propio sin hacer nada excesivamente novedoso ni copiar descaradamente lo antiguo. En una palabra, Interpol son elegancia. Todo lo que hacen lo vuelven grácil, liviano pero profundo, distinguido, irresistible. Son una lección viva de música. Y están en estado de gracia. Y ahora mismo, grabando en el estudio. Poco se sabe más, no sabemos nada de los temas ni del título del disco ni de su fecha de lanzamiento. Lo único que hemos leído en su web es que las experiencias individuales y el tiempo de descanso tras la gira OLTA han hecho de ellos “una banda nueva”. Y que están “muy centrados”.

A mí me han gustado todos su discos, aunque a muchos fans les da dentera el último. Cada uno es diferente y tiene su aquel. Esperemos que el regreso de la que yo creo que es una de las grandes bandas del momento no nos decepcione. Yo creo que no. ¡Y es que esta espera se nos está haciendo muuuuuy larga!

Y en otro orden de cosas, leo que The Flaming Lips cargan contra Arcade Fire por “presuntuosos y tratar más a su público”. Wayne Coyne dice de los tejano-canadienses que son unos “capullos” y que no se merecen la cobertura que le brindan los medios. “Que les den por culo”, ha añadido. Win Butler se ha defendido diciendo que apenas coincidieron en un festival años ha, que no recuerda siquiera haber hablado con Wayne y que lo que más le jode es que haya dicho que los Arcade Fire tratan “mal” a su público. Que yo sepa, dan conciertazos y no tienen fama de rácanos ni bordes…

Pero Arcade Fire no es la única banda contra la que han arremetido últimamente. La envidia es muy mala. Miley Cyrus, sí, Hannah Montana, la hija del infame Billy Rae Cyrus inventor de la versión original del No rompas más mi pobre corazón, quiso conocer a Radiohead en la ceremonia de los Grammy. Thom y los suyos pasaron un poco del tema y la cría se pilló un berrinche de categoría. Podéis escucharlo aquí. Pensemos que suficiente tiene la pobre con ser hija de quien es…

Y antes de irme, una pequeña recomendación. Se llama Say hi to you mum (Say Hi) y su canción Oh Oh Oh Oh Oh Oh Oh Oh está dedicada a una chica que se parece a Marie Louise Parker, la adorable y sexy prota de Weeds. Aquí su myspace.

Y un vídeo alucinante de una canción que roza lo místico que llevo escuchando con bastante frecuencia esta semana. La traición se huele en el ambiente y nadie como J pasa del lamento al despecho. Un camino de torturas y de sufrimiento que me ha traído donde ahora sigo muerto, rezando para que alguien me levante del suelo, donde estoy abandonado. Así que te pedí lo menos y no quisiste darme nada  y ahora que ya no te quiero, me llamas, me llamas …

1 comentario

  1. eirinn said,

    Qué tal?

    No había escuchado nada de Interpol hasta dar con el blog. ¿está cerrado? Lo digo porque resulta interesante descubrir cosas nuevas…
    …espero que sólo te hayas dado un tiempo.

    Un saludo desde Barna City

    Lara

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: